Cuento del Conejito de Pascua

Para este día tan especial, en medio de esta pandemia, tenemos un relato muy divertido sobre el conejo de pascua.

A través de la pluma de Lidia Nieto, en guiainfantil.com,  te presentamos la historia titulada “El verdadero conejo de pascua. Cuento corto para niños”, aquí se los dejamos para que lo disfruten.

El verdadero conejo de pascua. Cuento corto para niños

Érase una vez una familia de conejos, el padre, la madre y los 3 hijos, que vivían en una pequeña madriguera en el medio del bosque.

Se acercaba la Pascua y nadie sabía quién sería el conejo de Pascua que llevaría los huevos de chocolate a los niños. Así que papá y mamá conejos se pusieron manos a la obra.

La mamá cogió una cesta y en ella puso 3 huevos, uno muy grande, otro mediano y otro pequeño. Llamó a sus 3 hijos y les dijo:

 En esa cesta tenemos 3 huevos de Pascua. Coged, cada uno un huevo y llevadlo al jardín de la casa donde vivan niños.

Los conejos se quedaron muy contentos. Se pusieron en fila, del mayor al más pequeño, y empezaron a seguir las instrucciones de la madre.

El mayor de los hijos cogió el huevo más grande, y salió corriendo a través del bosque. Cruzó el río, la pradera, pero iba con tanta rapidez que acabó tropezando en una piedra y cayó al suelo. El huevo que tenía en manos se rompió y le fue imposible llevarlo a los niños.

Así que ESE NO ERA EL CONEJO DE PASCUA.

El segundo conejo eligió el huevo mediano, el más llamativo de color rojo. Cruzó el río, luego la pradera, y al llegar con prisas a la casa de los niños, intentó saltar por encima de la verja, dio un salto demasiado grande y se cayó. Y con él, el huevo se rompió.

Así que ESE NO ERA EL CONEJO DE PASCUA.

El tercer conejo, el más joven de la familia, no tuvo elección. Cogió el único huevo que quedaba en la cesta, el más pequeño. Disfrutando del recogido y sin prisas, el pequeño conejo cruzó el río, luego la pradera y finalmente llegó al jardín de la casa de unos niños. La puerta estaba cerrada. Así que puso el huevo en la cesta que los niños habían puesto a la entrada de la casa.

Así que ESTE ERA EL VERDADERO CONEJO DE PASCUA.

Moraleja del cuento: Por querer encontrar soluciones rápidas creamos más problemas. Piensa bien antes de actuar. ¡Hazlo con gozo e ilusión!

                               FIN.

Domingo, 12 de Abril de 2020

No olvides dejar tu like y seguir nuestra fanpage aquí. Si deseas ser parte de El Semáforo envía un artículo a elsemaforoquilpue@gmail.com y no olvides leer esto:

Navidad Oscura: La leyenda de Grýla

Comentarios de Face

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*