-SingleFullTimeMother – Mamá soltera a tiempo completo

Mamá
Columna #3 de Yessi Zambra. Esta vez, narra la hermosa y esforzada historia de una mujer, madre soltera y amante del turismo, quien en medio de un clima hostil, como lo es San Pedro (De Atacama), logró transmitir a su hijo, lo hermoso del lugar.
Comparte!

En San Pedro de Atacama, bajo un oasis natural (punto de abastecimiento previo a ingresar a pasos fronterizos Jama o Sico), en un clima desértico; seco, extremadamente frío o extremadamente caluroso y ante una altura de aproximada 2.300 ms.n.m., deseo destacar  a una mamá.

Han pasado ya casi 10 años de este relato que les contaré sobre una persona que realiza turismo en lo alto de las montañas de la región de Antofagasta.

A aproximadamente 2300 metros sobre el nivel del mar se emplaza el famoso y renombrado pueblo de San Pedro de Atacama.

Cuando trabajé allí conocí el amplio espectro humano que compone el mundo del turismo de la comuna, y entre todo lo que pude apreciar, un grupo étareo y étnico cautivó siempre mi atención: los jóvenes lickan antai, que llevan la sangre de sus ancestros en la sangre y su historia en sus labios.

Mientras trabajé en ese bello pueblo turístico me preocupé siempre de dar un puesto de aprendizaje a estos jóvenes, futuros líderes del turismo del poblado,  fue así que conocí a la protagonista de mi historia.

Ella, de 17 años en aquel entonces, ya hablaba inglés fluido,me acompañaba a cantar melodías de McFly a la perfección, conversaba con los turistas extranjeros y los encantaba a que conocieran los distintos hitos en turismo que posee San Pedro (De Atacama).

Realizó un muy buen trabajo, y una vez finalizado éste continuó con su propia historia personal, me contaba que estaba embarazada y que asumiría a su bebé sola, con esa garra de su etnia, con esa fortaleza que sólo la da el desierto árido y el clima extremo.

Me fui de aquél pueblo turístico cuándo su bebé tenía apenas unos meses, pero nunca perdí el contacto y así me fui enterando de muchas cosas.

Ella nunca abandonó el turismo, aquel bebé fue criado en la madre naturaleza, con una madre que le enseñó los paisajes y su bella historia, nuestra mamá pasaba de adolescente a mujer,  con su bebé en los brazos, recorriendo, de manera teórica los mismos sitios que alguna vez amó por instinto, con el fin de aprender de ecología, biología, biodiversidad, historia, pre-historia, geología, entre otras materias, para así convertirse en una de las mejores exponentes de la cultura Lickan Antai que yo he conocido.

Todo con su hijo en brazos, a su lado, le vio gatear, caminar y correr mientras se preparaba para ofrecer un trabajo de calidad.

Que lindo era escucharla decir que había ido a recorrer territorios en altura y que su hijo a los 5 años ya sabía los nombres de sus abuelos volcanes, que el pequeño a los 6 conocía cada atractivo turístico de San Pedro de Atacama y que a los 7 años se comunica en inglés de manera entendible.

Que hermosas fueron las innumerables historias a los 2 años, a los 3, a los 4, miles de mini historias que no me da el tiempo de contarlas.

Ese pequeño tiene muchas fotos con turistas extranjeros ya que su mamá debió llevarlo a los tours desde pequeñito, debió enseñarle la supervivencia del oasis de niño porque es una mamá soltera a tiempo completo como ella misma se autodenomina.

Y ¿cómo es el turismo indígena? Es ese en que nuestra protagonista le ha enseñado a su hijo, aquél que se ejerce desde las entrañas del alma, el pequeño a los 7 años sabe sembrar, arar, conoce de apicultura porque su mamá también realiza este oficio, sabe de medicina natural, de pagos a la tierra, de la pachamama, de los gentilares y de agradecimiento.

Todo lo anterior hace que el turismo que realiza nuestra mamá soltera de tiempo completo sea relevante y genuino del lugar que ella muestra y que su hijo ejerce de manera paralela sin saber que está haciendo turismo.

Ese pequeño contribuye al turismo cada vez que le indica a un compañero dónde está algún atractivo turístico, cada vez que sonríe a los turistas, porque se crió entre ellos, cada vez que muestra su cultura a los demás.

Nuestro pequeño revela en cada acción la crianza de su joven madre.

Para ti mamá, si me lees, déjame decirte que has hecho un gran trabajo, con tu hijo, con tu tierra, con el lugar que habitas, a tus 17 años nos diste lección a todos.

Para mis lectores, les pido que den oportunidades a los jóvenes, a las mamás, a los que saben en sus células el encanto de su tierra; si van de turistas por el mundo lleven la empatía en el bolsillo, nunca dejen este valor en casa y si ven guías de turismo, dueños de alojamientos, o quien sea de la etnia local no duden en aprender de ellos, se sorprenderán gratamente.

La foto que acompaña el texto es la mami y el hijo de quien les hablo.  Gracias por cederme la foto.

Muchas gracias a ustedes por leerme, nos vemos en 30 días más.

Gracias por leer WHat it Takes, (lo que cuesta), poner me gusta y/o compartir, para cualquier contacto escríbeme a turismoelsemaforo@gmail.com

TIP de turismo

Turismo Indígena: Actividad turística abordada y manejada por comunidades y/o familias indígenas que se desenvuelve en un espacio rural o natural, históricamente ocupado por pueblos indígenas, conjugando sus costumbres y tradiciones, ancestrales y contemporáneas, fomentando de este modo un proceso de intercambio cultural con el visitante o turista (Castro y Llancaleo, 1993).

Viernes, 30 de noviembre de 2018

Danos tu like en nuestro Fanpage pinchando aquí. Gracias! Puedes leer también:

Construyendo Turismo a los pies del Volcán Ollagüe

 

 

Comparte!

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*